Pedir perdón más de dos veces al día

Pedir perdón es súper válido, más si sabes que cometiste un error; sin embargo, pedirlo más de lo normal o por cualquier cosa puede ser exagerado y probablemente estás cometiendo un error no con los demás sino contigo misma ¿Por qué?

Lunes

10:00 a.m: es mi primer día de trabajo. Mi compañero me explica cómo revisar el correo de la empresa, pero una hora después de me olvida dónde hacer click, así que le vuelvo a preguntar con todo y el “Perdón por molestarte, pero…”

10:30 a.m: no sé dónde está la impresora, así que le vuelvo a preguntar a mi compañero de trabajo, terminando la típica disculpa con “prometo que dejaré de hacer tantas preguntas.”

12:00 p.m: nos regresan a nuestras casas por el huracán Juno que está a punto de llegar a Nueva York.

4:00 p.m: llego a casa de mi novio en Manhattan, con pasta y cerveza en las manos y acordamos con trabajar junto a su chimenea. Por error le desconecto el internet para conectar mi laptop y pedí perdón profusamente porque estaba él en una junta en Skype y le desconecté la llamada.

10:00 p.m: mi novio quiere seguir despierto viendo películas, pero yo estoy muy cansada después de mi primer día en el trabajo y estaba nerviosa por la semana que tenía adelante. Pedí perdón por ser aburrida.

Martes

10:00 a.m: día de nieve, todo está cerrado en Nueva York por la tormenta. Salimos por café y le pedí perdón al cajero por pagar por dos cafés con tarjeta porque no tenía suficiente dinero.

12:00 p.m: me llega un correo de parte de uno de mis editores pidiendo si podía resolver unas preguntas que tenía sobre una de mis historias. Pedí perdón por no ser más clara con mi primer borrador.

5:00 p.m: mi padre me envía un mensaje para ver cómo me fue con la tormenta. Recuerdo que no le marqué días atrás y le pedí perdón por no reportarme antes.

8:00 p.m: mi novio organiza una cena improvisada con sus amigos y me invita pero tengo mucho trabajo y le digo que perdón por no poder verlo.

Miércoles

10:30 a.m: de regreso en la oficina. El técnico de informática me explica cómo llevar a cabo cierta tarea, peor no entiendo qué debo hacer así que le pido que me lo repita y pido perdón por hacer que se repita.

7:00 p.m: en camino a casa. Entro al metro y el vagón esta llenísimo así que trato de entrar y me caigo encima de dos personas, pisando los pies de una mujer. Le pedí perdón a ambos, pero uno de los dos no escucha porque lleva audífonos y la mujer dice que está bien pero se nota en su expresión que esta molesta.

9:00 p.m: le llamo a una amiga para cancelar la cena que habíamos planeado para la semana. Tengo mucho trabajo que hacer y quiero conservar mi energía para mi fin de semana de cumpleaños. Le pido que me perdone por ser demasiada ocupada.

¿Por qué dejar de pedir perdón por todo?

  • Pedir perdón puede resultar contraproducente para ti.
  • Afecta a tu autoestima.
  • Incomoda a los demás.
  • Puedes dejar librado de culpa a quien realmente la tiene.
  • Pedir perdón es un acto íntimo y debes guardarlo para ocasiones especiales cuando en verdad sea necesario.
  • Puedes cambiar el perdón por un agradecimiento. Por ejemplo, en vez de pedir perdón por quitarle el tiempo a alguien, puedes darle las gracias por brindártelo.
  • No naciste sabiéndolo todo, así que deja de disculparte si no has hecho nada malo.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s