Acaba con el mal humor

El mal humor es como una bacteria que no sólo te infecta a ti; sino a todo aquel que se encuentra a tu alrededor. Debemos de aprender a canalizarlo, aceptar lo que tenemos y lo que ocurre en nuestra vida y sobre todo, pensar de forma positiva. ¿Suena fácil pero es imposible? Aquí en Gama te decimos cómo lograrlo.

Todas hemos pasado por esos días en los que nada nos favorece, queremos matar y gritarle a todo aquel que se cruza en nuestro camino. Generalmente estos episodios de mal humor son pasajeros; sin embargo, hay personas que parecen estar eternamente en el limbo del mal humor. ¿Conoces alguna? ¿Te consideras una de ellas?

¿Qué desata al mal humor?

• Cuando las expectativas propias no se cumplen.
• El mal humor es una señal de que existe algo que nos molesta. Hay personas que lo canalizan y lo desaparecen.
• Aquellas que no pueden controlarlo, demuestran que no tienen capacidad de resolver problemas aumentando así la carga negativa en su interior.
• Ese malestar suele transformarse en rechazo, en ocasiones hacia sí mismo y también hacia los demás.
• La frustración invade el interior.
• Las personas con mal humor crónico no disponen de capacidad reflexiva, de autovaloración ni de una adecuada gestión emocional.
• Hay una negación de la realidad.
• En ocasiones, el mal humor constante es reflejo de una persona egocéntrica donde sus problemas son siempre la mayor prioridad.

El mal humor se contagia

• La actitud de una persona, ya sea positiva o negativa, siempre nos acaba afectando a los demás.
• El mal humor procedente de un familiar cercano o de un amigo siempre nos resulta incómodo y acaba generando en nosotras emociones negativas e incluso el desánimo.
• Lo que sucede es que llegamos a desarrollar una serie de mecanismos casi inconscientes que acaban contagiándonos ese mal humor.
• En primer lugar, llevamos a cabo una imitación de gestos. Si la otra persona frunce el ceño y muestra malestar en la cara, nosotros haremos lo mismo porque estamos empatizando.

¿Cómo evitar contagiarte?

  • Cuando una persona comience a tener actitudes o comentarios negativos, lo mejor que puedes hacer es aportar cosas positivas a lo que él o ella te está diciendo.
  • Si estás escuchando y no quieres evitarlo para no ser grosera, lo que debes hacer es protegerte a ti misma para que nada te afecte. Piensa que sólo eres un “paño de lágrimas” pero no te enganches.
  • Sonríe en todo momento.

No permitas que el mal humor acabe con tu vida y con la de los demás. Disfruta lo que el mundo te ofrece y recuerda que nada es para siempre, todo es temporal y si las cosas van mal no te preocupes, no será para siempre, lo mismo pasa con las cosas que van bien, tampoco son eternas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s