Cinco básicos para reducir la cintura en un mes

Antes de comenzar con la labor de reducción, debemos tener en cuenta que la grasa no se acumula en las mismas partes de cuerpo al subir de peso. Todo depende de factores como la genética y la alimentación, los cambios hormonales y los hábitos de ejercicio.

Aquí te van los básicos para reducir la cintura en un mes con remedios naturales y sin poner en riesgo tu salud.

  1. Comer el 80%

Es decir, no acostumbrarnos a llenarnos en las comidas, sino más bien quedarnos con un poco de hambre. Lo ideal es justo cuando ya no tenemos hambre pero podemos seguir comiendo un poquito más, por ejemplo, el postre.

Al hacer esto nos sentiremos más satisfechas y así evitaremos comer demás por ansiedad, esto nos ayuda a reducir la cintura de manera progresiva, a evitar que nos hinchemos, a sentirnos más ligeras y a tener menos “mal del puerco” después de las comidas.

 

  1. Más proteína y grasas buenas

Al querer reducir el abdomen, pensamos que debemos bajarle a las calorías y comer puras ensaladas; sin embargo, este tipo de alimentación no es del todo saludable, además provocan un efecto rebote, de manera que solemos recuperar el peso perdido e incluso más.

Comer proteína adelgaza y nos ayuda a reducir cintura, pero debemos hacerlo con sentido común.

Elegiremos siempre la mayor parte de proteína vegetal (legumbres, frutos secos, aguacate) y, de manera habitual, huevos, queso y pescado. La que menos debemos consumir es la carne, en especial la roja.

No obstante, nos aseguraremos de consumir algo de proteína en cada comida.

Las grasas saludables activan el metabolismo y nos ayudan a perder peso, por lo que las incorporaremos también a nuestra alimentación habitual: aceites vegetales de primera presión en frío, aguacate, frutos secos y semillas, etc.

  1. No estar sentada más de 45 minutos seguidos

El sedentarismo engorda, sobre todo la cintura. Estar sentada horas y horas seguidas contribuye a ganar peso en toda la zona abdominal, además de ser muy perjudicial para la salud a largo plazo.

Para evitarlo nos pondremos una alarma cada 45 minutos para levantarnos de la silla y hacer algún tipo de actividad o ejercicio en movimiento.

Es muy recomendable realizar al menos dos veces por semana algún tipo de deporte de intensidad media que nos permita mover todo el cuerpo.

También es muy importante tener siempre una buena postura, ya que si la lumbar se debilita también puede aumentar el tamaño de la cintura.

  1. Masaje en la cintura:

En algunos casos también puede haber una mala circulación o mal drenaje linfático en la zona de la cintura, por lo que también podemos ayudar a perder volumen realizándonos masajes de manera habitual.

 

  1. Regular las hormonas

En la menopausia las mujeres suelen sufrir un aumento de grasa en la zona del abdomen. No obstante, muchas chicas también lo sufren a cualquier edad, a pesar de llevar una buena alimentación o hacer ejercicio.

Hay algunos suplementos naturales que nos pueden ayudar a regular las hormonas:

  • Raíz de maca
  • Sauzgatillo
  • Aceite de lino
  • Hinojo
  • Ñame
  • Salvia
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s